Cómo vestir a nuestros hijos durante las vacaciones

Imagen3

 

 

Cuando somos padres la tarea de planear unas vacaciones de complica de forma exponencial. Ya no sólo hay que planear sitios, rutas y hacer maletas para uno mismo sino que hay que pensar en las necesidades de los más pequeños de la casa. Por eso, hoy vamos a hacer una lista de consejos a seguir al preparar la maleta de nuestros hijos.

        1. Se realista: ¿Lo vas a necesitar? Esta es la regla de oro para cualquier padre. Cuando preparamos la maleta               de un niño tendemos a ser poco realistas y cargamos con bastante más ropa de la necesaria. La clave es ceñirse             al número de días que vamos a estar fuera y a las actividades que vamos a realizar. Si vamos 7 días a la playa                 no necesitamos ropa para 15, ni conjuntos de deporte si tenemos pensado pasar el 90% del día en bañador.

  1. Anticípate a la climatología: Estudia bien el destino al que vais. La temperatura de día y si hay cambios fuertes de noche. Adapta el vestuario en función del destino y se objetivo. No llenes la maleta de prendas “por si acaso”, por mucho que refresque una noche de verano en Málaga, nunca va a ser necesaria una chaqueta, en todo caso una rebeca fina.
  1. Comodidad ante todo: A todos los padres nos gusta que nuestros hijos vayan bien vestidos, porque sentimos que son una proyección de nuestros logros como padres. Pero hay que ser parciales, los niños tienen que descansar, jugar, divertirse… Las vacaciones son una época para relajar un poco las normas de etiqueta y donde la comodidad y el descanso deberían ser la máxima prioridad.
  1. Añade complementos: También podemos añadir una serie de complementos para hacer más divertido y desenfadado el look de nuestros hijos. Además, esto hará que parezca que llevamos más ropa en la maleta porque nos dará más opciones de combinar prendas. Accesorios como pajaritas o gorros pueden transformar el outfit de forma sustancial. Aquí puedes comprar pajaritas para niños.
  1. Juguetes los justos: Si bien los padres se preocupan de conseguir encajar en la maleta ropa, accesorios y productos de higiene. Los niños tienen una tendencia natural a transportar un séquito de juguetes a cualquier sitio al que van. Si vas de vacaciones anticipate, busca actividades que entretengan a tu hijo y donde no necesite tener que llevarse videojuegos o muñecos. Las vacaciones sirven para que los adultos desconecten de su rutina y del trabajo, para los niños deberían de ser lo mismo.

Laura Martínez

Soy madre y bloguera. En este blog publicamos artículos sobre niños, bebés, maternidad y muchas cosas más. ¿Nos sigues?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *